¿Qué es el guano y cómo se utiliza en el cultivo de marihuana?

¿Qué es el guano y cómo se utiliza en el cultivo de marihuana?

  • Hoy en día existen avances asombrosos en cuestión de fertilización, pero las sustancias sintéticas todavía tienen que superar a la sabiduría de la naturaleza.
  • El guano es un ejemplo excepcional de este hecho, al ser un fertilizante con altos niveles de nutrientes esenciales que lo convierten en un producto muy apreciado para el cultivo orgánico de marihuana.

El guano es la materia resultante de la acumulación de excrementos de murciélagos, aves marinas y focas en ambientes de escasa humedad, climas extremadamente secos donde el agua de lluvia no puede lixiviar el amoníaco rico en nitrógeno de sus deposiciones.

Como abono, el guano es un fertilizante altamente efectivo debido a su excepcional contenido de los tres componentes principales para el crecimiento de las plantas de marihuana: nitrógeno, fósforo y potasio. Además, el comercio de guano durante el siglo XIX jugó un papel fundamental en el desarrollo de las prácticas agrícolas modernas y llevó a la colonización de islas remotas en muchas partes del mundo. ¿Se puede pedir más a la caca de unos animales?

Un poco de historia para entender su importancia

El guano, o “wánu” (abono) en el antiguo idioma quechua, se ha utilizado para el cultivo desde hace más de 1.500 años. Fue un fertilizante muy apreciado por los pueblos andinos de América del Sur. Incluso los gobernantes del imperio inca restringieron el acceso al valioso material con la pena de muerte para cualquiera que osara a perturbar la vida de los animales que lo producían. Tres siglos después, la cultura occidental comenzó a importar guano a gran escala, usándolo de base para el boom demográfico que trajo la instauración de la agricultura intensiva en Europa durante el siglo XIX.

Pero para que este guano sea aprovechable comercialmente debe acumularse en condiciones de baja humedad. Y esto sólo se da en la costa sudamericana del Pacífico y en varias islas e islotes del Pacífico tropical. De hecho el guano incluso se convirtió en un motivo de guerra y expansión entre potencias como España o EEUU por sus luchas con el Perú de aquella época dorada, conocida como ‘la república del guano’ (1842-1879), por el poderío económico que proporcionó al país andino este recurso natural que obtenía de sus islas guaneras.

Guano de murciélago en el cultivo de cannabis

Pero cuando se trata del cannabis, sin duda es el guano de murciélago el que mayor aceptación encuentra entre los cultivadores, ya que puede utilizarse para todas las fases de la vida de la planta y tiene menores concentraciones que el de aves marinas o focas. Además no contiene altos niveles de sal, lo que potencialmente puede quemar las plantas si se aplica en exceso.

El guano de murciélago proviene de cuevas de la selva tropical en lugares como Madagascar e Indonesia. Aunque no está entre los miembros más queridos del reino animal, los murciélagos juegan un papel crucial en el ecosistema. Sin embargo, el mamífero volador también otorga beneficios significativos a través de su ‘subproducto’, la materia fecal acumulada en sus cuevas, donde se da el ambiente perfecto para que los excrementos se conviertan en guano, ya que la lluvia no filtra los nutrientes.

Además, la preferencia de dietas de las diferentes especies de murciélagos permite un grado de diversidad en este guano que ofrece distintos usos y aplicaciones. Por ejemplo, los murciélagos que comen insectos producen excrementos que contienen un alto nivel de nitrógeno, mientras que los que se alimentan de frutas producen heces con mucho fósforo.

Composición nutricional del guano

Para cosechar todos sus beneficios, las plantas de cannabis necesitan una nutrición equilibrada y adecuada. Y aquí es donde entra el guano de murciélago, al contener macro y micronutrientes esenciales para un crecimiento saludable:

Macronutrientes (nutrientes necesarios en grandes cantidades)

  • Nitrógeno (N): el componente principal de la clorofila y los aminoácidos, que asegura un desarrollo saludable por encima del suelo, como el crecimiento de tallos y hojas.
  • Fósforo (P): es un elemento esencial para la fotosíntesis que también permite el crecimiento de las raíces y la producción de resina.
  • Potasio (K): un refuerzo contra las bacterias y el moho, que también hace que los tallos y las ramas sean robustos. El mineral también juega un papel vital en el uso del aire y la luz.

Los macronutrientes son esenciales para cada fase del crecimiento de las plantas . Sin embargo, las diferentes etapas requieren diferentes proporciones y combinaciones de NPK. El guano de murciélago con alto contenido de nitrógeno es ideal durante las etapas vegetativas. Por otro lado, un guano con mayor carga de fósforo se aplica mejor durante la floración.

Micronutrientes (vitaminas y minerales necesarios en cantidades mínimas)

  • Boro (B): un mineral que contribuye al desarrollo de la pared celular, el fruto y las semillas, junto con la absorción de calcio.
  • Calcio (Ca): un elemento que preserva la estructura celular especialmente en el sistema radicular y facilita la fotosíntesis, así como la absorción de otros nutrientes.
  • Hierro (Fe) y manganeso (Mn): ambos funcionan en los sistemas enzimáticos y estimulan la producción de clorofila.
  • Azufre (S) y Zinc (Zn): son componentes básicos de la producción de proteínas y enzimas.
  • Magnesio (Mg): la clave para la absorción de la luz o la energía solar.

A pesar de la diferencia de cantidad, los micronutrientes son tan esenciales como los macros, ya que facilitan el bienestar y las funciones de la planta, asegurando un crecimiento vigoroso en el cannabis.

Aplicaciones del guano de murciélago en el cultivo de cannabis

El guano de murciélago se jacta de una larga historia como fertilizante natural. Sin embargo, se usa popularmente de tres maneras diferentes:

  • Fertilizante: en comparación con otros abonos orgánicos, el guano de murciélago es mucho más potente. Por lo tanto debe aplicarse en cantidades más pequeñas. Puede introducirse en el suelo, usarse como una enmienda superficial del terreno o convertirse en un té para alimentar las raíces profundamente.
  • Pesticida: puede ser un fungicida efectivo cuando se aplica a las plantas a través de las hojas, gracias a sus cualidades de control de plagas.
  • Mejora de suelos: el guano de murciélago mejora la calidad y el rendimiento del sustrato. Se puede unir a un suelo demasiado esponjoso o aflojar una base más densa; y también aumentar la retención de agua. Sus efectos duran más que la mayoría de los fertilizantes químicos.

Beneficios del guano de murciélago

El guano de murciélago está muy bien considerado en el cultivo orgánico e incluso en el convencional. Es de acción rápida y adaptable en cada fase del crecimiento de la planta, produciendo duraderos beneficios:

  • Mejora la salud general del sustrato al proporcionar microflora y microbios beneficiosos.
  • Ajusta el pH para una mejor absorción de nutrientes.
  • Aporta nutrientes por períodos prolongados gracias a su liberación lenta.
  • Acelera la descomposición de los materiales agotados y activa el compost.
  • Elimina elementos tóxicos en el suelo.
  • Controla y previene el ataque o infestación de nematodos.

Los beneficios del uso de guano también se pueden experimentar en los productos finales, ya que muchos cultivadores afirman que el guano mejora positivamente el sabor general del cannabis, al hacer que sea más dulce, más rico y menos acuoso.

Inconvenientes del guano de murciélago

La capacidad del guano de murciélago para nutrir y proteger las plantas de cannabis es ejemplar y resulta difícil encontrar alguna desventaja.

Así, su principal inconveniente no es su facilidad de uso, sino su coste: puede ser 10 veces más alto en precio que otras fuentes orgánicas de nitrógeno o fósforo, debido a su disponibilidad limitada y alta demanda. Además, dependiendo del animal del que provenga, el olor puede ser muy fuerte, por lo que es mejor usar guano en exterior.

Usando guano de murciélago para un desarrollo óptimo

El guano de murciélago se puede aplicar al cultivo de varias maneras, ya que se presenta comercialmente en forma líquida, en gránulos y en polvo. Se puede mezclar directamente con el suelo, regar como té de compost o trabajar una mezcla de suelo equilibrada como base, mejorando el drenaje, la aireación, la estructura, la retención de agua y la permeabilidad, para proporcionar a las raíces de cannabis el mejor ambiente.

Muchos cultivadores cometen el error de cultivar en guano puro o usarlo en exceso cuando el guano debe utilizarse como un aditivo en lugar de como un medio en sí mismo. La mejor manera es combinado con turba y perlita, ya que por sí solo, el guano es demasiado ácido o demasiado alcalino.

Una buena proporción es de aproximadamente 100 ml de guano por cada litro de turba y perlita, sin pasar de ese 10% de concentración, aunque siempre dependerá de la composición de cada fabricante.

Otra forma útil de usar el guano es como un alimentador foliar. Es decir, rocía una mezcla muy débil de guano y agua de pH equilibrado directamente sobre las hojas de la planta, usando aproximadamente 30 ml de guano en 1 a 1,5 litros de agua.

El guano es un todo terreno como fertilizante, lleno de macro y micronutrientes que aumentan no solo el crecimiento de las plantas de marihuana sino también la calidad del sustrato. Con numerosas aplicaciones, no hay duda de por qué es tan buscado tanto en el cultivo comercial de cannabis como en el doméstico. Para unas plantas que hoy en día se bañan en elementos sintéticos, esta fuente de sustento es todo un regalo de la naturaleza.

LEAVE A COMMENT

Your email address will not be published. Required fields are marked *